Las 5 posturas sexuales para quemar calorías

| | Las 5 posturas sexuales para quemar calorías

Hace click y conócelas

Es sabido que el sexo puede ser catalogado como un ejercicio físico. Lo cierto es que no se queman tantas calorías como se creía. Un estudio publicado a través de la revista Times se ocupó de medir cuántas calorías promedio se queman y cuáles son las posiciones que mas ejercicio requieren. Para tener referencia en un acto sexual, que dure alrededor de 25 minutos, las mujeres quemarán 69 calorías mientras que los hombres solo 101. Mientras que si una mujer corriese en una cinta de gimnasio unos 30 minutos quemaría 213 calorías y un hombre 276. Si bien las diferencias no justifica tener al sexo como ejercicio, existen algunas posiciones que pueden actuar de las dos maneras: generado placer y trabajando los músculos.

Los dos parados:

En este caso si el hombre está parado por detrás trabajará los músculos de los brazos y el abdomen. Mientrás que la mujer al hacer fuerza con sus piernas, trabajará los glúteos y cuádriceps en una actividad parecida a la clásica sentadilla. En caso de estar de frente el hombre hará fuerza con los brazos mientras que la mujer trabajara el abdomen y la pierna que tenga levantada.

Perrito Erguido:

Una variación de la clásica posición que puede resultar en un buen ejercicio físico. El hombre se reclina hacia atrás y se sienta sobre sus talones flexionando sus rodillas. La mujer se sienta por encima de él. Aquí se realiza un gran trabajo abdominal, de glúteos y piernas.

La Carretilla:

El hombre erguido, idealmente parado pero de ser muy dificultoso arrodillado en la cama, sostiene a la mujer ubicada boca abajo que extiende sus piernas en una posición parecida a una flexión de brazos apoyando sus manos. Aquí el hombre trabaja los brazos, cargando el peso de la mujer mientras que ella ejercita de igual manera los brazos y el abdomen.

La Bufanda:

La mujer debe acostarse encima del hombre, ambos boca arriba y enfrentados. Es decir cada uno con la cabeza de un lado distinto. La mujer apoya las piernas en los hombros de su compañero y hace equilibrio para lograr la penetración. Si bien el hombre está apoyado debe acompañar el movimiento femenino para lograr la estimulación correcta. En este caso se ejercita el abdomen, las piernas y los brazos.

La V erótica:

La mujer se sienta en una mesa o al borde de la cama y levanta las piernas formando una V. Toma por detrás al hombre que está de frente y es ella la que marca el ritmo. Aquí el hombre no trabaja tanto mientras que la mujer ejercita el abdomen, las piernas y también su flexibilidad.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *