¿Cómo romperla en el póker?

| | ¿Cómo romperla en el póker?
En esta nota: , , , ,

 

Nos gustan las mujeres, nos gusta el fútbol, los fierros, el chupi, tenemos nuestro costado geek (muy presente en las últimas páginas), y también somos fanáticos del póker. Pero justamente muchas veces lo jugamos con amigos, entre chistes y whisky, polémicas de fútbol y anécdotas de mujeres. Y aunque es divertido, construyen un jugador pésimo. En esta nota dejamos afuera nuestras pasiones para enfocarnos en el juego. Acá no hay trucos, no se gana por arte de magia. Todo es lógica, traducida en ocho lineamientos fundamentales para mejorar tu juego y convertirte en un player ganador.

 Estado mental

consejos-poker-2Si te peleaste con tu novia, discutiste en el laburo, o estuviste mirando repes de Higuaín en las finales con la selección, ni se te ocurra jugar. El poker es un deporte mental y como tal, es fundamental tener la cabeza despejada. Andrés Moll, Community Coordinator de Poker Stars, explica: “El humor en cuanto enfoque es crucial. Hay que despojarse de emociones que pueden dañar nuestro proceso de decisión. Y cuanto más nos apasionemos por el juego, mejor. Las horas de poker son largas, y sentirnos bien en la mesa ayuda a combatir el cansancio”.

Cuestión de actitud

Adentro de la cancha podés ser Lionel Messi o Cristiano Ronaldo. Tener talento y humildad, o talento y fanfarronería. En el deporte, inflar el pecho a veces sirve para espantar rivales, y otras veces conviene ir de callado. El profe de Poker Stars nos explica: “En esto como en muchos otros deportes hay estilos. Hay jugadores ganadores, exitosos, que son muy verborrágicos, y los hay muy callados. Los hay muy introvertidos y muy extrovertidos, están los que conversan con todo el mundo todo el tiempo, y los que no dicen una palabra durante horas y horas. Para el observador general, es mucho más divertida una mesa de habladores como Daniel Negreanu, Phil Hellmuth o Tony G”. Pero eso en general eso vale más para un profesional al que además le gustan las cámaras. Para jugadores promedio lo mejor es ir callados y dar la menor información posible al rival.

¿Va bien con el escabio?

consejos-poker-3

Amamos la cerveza, el fernet, un buen vino… pero no sirven para acompañar el juego. Moll aporta: “Si vas a un torneo de póker y observas a los jugadores, verás gaseosas, energizantes, mucha agua mineral, y algún café o té. Esto no quiere decir que en su vida social los jugadores de póker no beban, pero no en las mesas. Un buen estado físico ayuda a pasar la acumulación de esas horas en los torneos de varios días. Muchísimos jugadores se cuidan en las comidas, en las bebidas, respetan las horas de descanso, incluso hacen yoga, meditan, o tienen entrenadores que los ayudan con los aspectos psicológicos del juego”.

Análisis del rival

¿Sos un bilrdista en todo? No hace falta que estés durante horas y horas mirando videos como el doc. Hay varias técnicas para estudiar a tu oponente. Moll detalla: “Para ir obteniendo información, hay que ver sus movimientos, sus apuestas, prestar atención cuando podemos ver sus cartas, para analizar en forma retrospectiva la mano, y ver como la jugó, y ver si representa una tendencia. Hay un dicho popular en póker que dice ‘Si después de los primeros veinte minutos no sabes quién es el pescado (mal jugador) de la mesa, sos vos’. Por eso, hay que estar atentos”.

Imagen

Ni se te ocurra sacar esas del armario esas camisas floreadas o el saco de Johnny Allon. “Si bien en muchos casos en los torneos vemos algunas extravagancias, en mi opinión es más por atraer a los flashes que lo que puede afectar a los rivales. Por el contrario, muchos jugadores usan lentes, bufandas y capuchas para ocultar su cara. De hecho, esto es muy personal, pero a veces creo que en el afán de obtener información de los rivales uno termina dando información propia al rival, si no se tiene cuidado. No tanto con la ropa, sino más bien con la charla”. Ya sabés nada de andar preocupándote tanto con la pilcha, la pinta es lo de menos.

Cuidar la posición

En este deporte la mesa es como una fuerza de la naturaleza. Es tan intrínseca que hasta los jugadores más débiles pueden sacar ventajas ante aquellos que son buenos. El hecho de actuar después de un rival le permite al jugador que está en posición recaudar más información que el oponente que está fuera de posición, ya que puede observar sus patrones de apuestas. La posibilidad de observar es la gran ventaja. Y permite llevarse muchos pozos. Ser agresivo en combinación con la posición, hacen que las cosas sean más fáciles, aunque más importante, es que un jugador en posición puede recaudar información para hacer los bluff adecuados.

 

consejos-poker-4

Último pero esencial

No podés estar todo el día tirando la moneda en cada mano para ver si salís con todo o te guardas. Pero tampoco podés jugar siempre igual. Te van a terminar agarrando la mano. Hay que ir cambiando de táctica según la ocasión. Moll nos aporta: “Las diferentes etapas de un torneo, requieren de estrategias diferentes. Saber cambiar de marcha es parte esencial del juego de torneos. No puedes jugar del mismo modo – desde el punto de vista estratégico – al inicio de un torneo donde estás jugando con 100 o 200 ciegas, y tus fichas en términos de valor valen muy poco, que en la burbuja donde hay quienes cobran y quienes no, y donde además en general se juega bastante corto de fichas. Los buenos jugadores entienden perfectamente en que momento del torneo se encuentran y adaptan su estrategia en consecuencia.” Nada de eso de morir con las botas puestas o de pie. Cambiá, arriesga y cuídate, jugá y ganá.