¿Dónde tener sexo para que la rutina no mate la pasión?

| | ¿Dónde tener sexo para que la rutina no mate la pasión?

Te proponemos varios sitios para hacerlo. ¿Cuál es el que más disfrutás?

¿No te pasó que querés a tu pareja pero te aburre el sexo con ella? Lo disfrutan, lo pasan bien, pero siempre terminás pensando que te falta algo. Ese mal se llama “Rutina” y tiene solución. Tenés que buscar nuevos lugares para hacerlo. Quizá un sitio nuevo, donde nunca lo hiciste, te ayude a vos y a tu pareja a recuperar la pasión y la creatividad.

Tener sexo en lugares diferentes, incluso públicos, con la adrenalina que genera el miedo a ser descubiertos, suele activar el deseo, el morbo y la pasión. La idea no es que estén expuestos necesariamente a la mirada de los curiosos, aunque la posibilidad de ser sorprendido es un factor importante para elegir ubicaciones.Algunas podrían resultar un tanto peligrosas. Aún así, hay quienes prefieren el riesgo, a quedarse con las ganas.

Cambiar dentro de casa

Si el riesgo de lo público no te va, o no lográs convencer a tu chica, tenés la posibilidad de innovar sin salir de tu casa. La mayoría de las personas usan la cama para todas las posiciones sexuales que se nos ocurran, pero a pesar de eso, no tenemos en cuenta las infinitas posibilidades que nos ofrece. ¿Quién se acuerda de las puntas? Son más apropiadas que el borde de la cama. Facilita el coito y las piernas de la quien está de pie no chocan con la cama facilitando las penetraciones, la postura más cómoda y el contacto es mucho más estrecho si se desea.

La cocina no la podemos dejar de lado. El lavarropas ya no se sacude tanto. La mesada es resistente y fresquita, nos ayuda a manejar los calores y suele dar bastante morbo. Además, tenemos a mano los alimentos para incluirlos en el juego.

Hacerlo en el vestidor, armario o despensa es trend. Un par de empujones contra la estantería de frascos y paquetes tiene su encanto.

El baño es un clásico, sobre todo en la ducha. Pero gastan agua y te podés resbalar ¿Qué onda el inodoro? Tiene múltiples posibilidades para darse un homenaje sexual. Con la tapa bajada, a modo de silla es ideal.

Un pasillo es genial para hacerlo de pie: nos permite apoyar las piernas en la pared contraria.

Apoyados contra la puerta de entrada al departamento, escuchando cómo pasan los vecinos.

En el trabajo

Es una de las fantasías más comunes. Muchos aseguran que lo hacen realidad.

En los baños es un clásico, igual que en el cuartito de la fotocopiadora. Pero el lugar que genera mayores fantasías es en la oficina o el despacho del jefe o superior. Sobre o abajo de la mesa, en su sillón o sobre la alfombra.

Las bibliotecas son bastante deseadas también. Que la gente lea o estudie mientras vos y tu chica se sacan las ganas silenciosamente, suele ser un disparador de la pasión.

Viajes de placer: en un colectivo, en el subte o en el tren. Son lugares muy utilizados y deseados. La noche, últimas fila y los días con pocos pasajeros, son las mejores opciones

Cupido Motorizado

La pasión sobre una moto exige que esté estacionada y bien firme. Los cuatriciclos son más amplios y estables, pero no resultan tan eróticos

En el auto es un clásico, brinda seguridad y la adrenalina de ser vistos a la vez.

Y aunque cueste creerlo, hay quien desea hacerlo en cementerios y funerales. Se les activa el deseo, quizá para contrarrestar su miedo a la muerte o para experimentar la conocida ‘petite mort’, estado que aparece tras el orgasmo, aunque este se pueda vivenciar en cualquier otro sitio.

 

Mirá la Galería de fotos.